Reliquias de Santa María Magdalena estarán en Cracovia para la JMJ

La Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) que se celebrará en Cracovia a finales de julio está llena de sorpresas. Una de ellas será la visita de las reliquias de Santa María Magdalena, quien llegará a la ciudad polaca como “Apóstol de la Misericordia”.

Así lo ha anunciado la organización del encuentro mundial de jóvenes desde una nota de prensa. De acuerdo con la información, las reliquias de la santa, que llegarán procedente de la diócesis de Fréjus-Toulon, sur de Francia, donde permanecen, podrán ser veneradas todas las tardes de la semana de la JMJ en la iglesia de los Franciscanos, situada en el centro histórico de Cracovia.

Relics of St. Mary Magdalen

“Tenemos la alegría de traer las reliquias de María Magdalena a Cracovia para la próxima Jornada Mundial de la Juventud. Serán acompañadas por voluntarios dominicos, responsables de custodiarlas. Las reliquias fueron encomendadas a los jóvenes por la diócesis de Fréjus-Toulon. En Cracovia se alojarán en la iglesia de la Orden de Frailes Menores de los Franciscanos en el centro histórico, en la calle Reformacka 4. Será posible venerarlas todas las tardes de la semana que dura la Jornada”, dicen desde el sitio web de la JMJ Cracovia 2016.

Varias serán las gracias que los jóvenes podrán pedir al venerar las reliquias de la santa, como prosigue la nota de prensa: “la gracia de la oración, para experimentar a Cristo en lo más profundo de nuestro corazón; la gracia de la conversión, para permitirle a Dios transformar nuestros corazones, reconciliarnos con Él y ser fortalecidos por Él; y la gracia de ser testigo, de modo que la alegría del don recibido nos llene de alegría en la predilección de los milagros de Dios”.

María Magdalena será una de los santos de la misericordia que estarán presentes en la JMJ. También acompañarán el encuentro mundial Santa Faustina Kowalska, santa que es conocida por difundir la devoción de la Coronilla de la Misericordia; San Juan Pablo II, gran promotor de esta devoción; y San Maximiliano Kolbe, portador de misericordia. Como otra de las sorpresas, las reliquias del beato italiano Pier Giorgio Frassati, quien sigue siendo modelo de santidad para los jóvenes, también acompañarán el encuentro mundial.

Esta Santa es uno de los mayores testimonios de misericordia que se encuentran en el Evangelio, como lo recuerda San Lucas 7, 36-50, al narrar el encuentro de María Magdalena con Jesús: “Y volviéndose hacia la mujer, dijo de Simón: ‘¿Ves a esta mujer? Entré en tu casa y tú no derramaste agua sobre mis pies; en cambio, ella los bañó con sus lágrimas y los secó con sus cabellos. Tú no me besaste; ella, en cambio, desde que entré, no cesó de besar mis pies. Tú no ungiste mi cabeza; ella derramó perfume sobre mis pies. Por eso te digo que sus pecados, sus numerosos pecados, le han sido perdonados porque ha demostrado mucho amor. Pero aquel a quien se le perdona poco, demuestra poco amor’. Después dijo a la mujer: ‘Tus pecados te son perdonados’. Los invitados pensaron: ‘¿Quién es este hombre, que llega hasta perdonar los pecados?’. Pero Jesús dijo a la mujer: ‘Tu fe te ha salvado, vete en paz’”.

Benedicto XVI, el 23 de julio de 2006, sobre ella dijo: “La historia de María Magdalena recuerda a todos una verdad fundamental: discípulo de Cristo es quien, en la experiencia de la debilidad humana, ha tenido la humildad de pedirle ayuda, ha sido curado por él, y le ha seguido de cerca, convirtiéndose en testigo de la potencia de su amor misericordioso, que es más fuerte que el pecado y la muerte”.

De acuerdo con una tradición difundida en occidente, Santa María Magdalena, tras Pentecostés, se fue con Marta y Lázaro a evangelizar la Provenza, Francia, pasando los últimos años de su vida en los Alpes Marítimos en la caverna llamada ‘La Sainte Baume’.

Publicado por Gaudium Press, con información de krakow2016.com y corazones.org.

Deja un comentario