Mujer vacía su monedero en el vaso de un mendigo. Pero no se da cuenta de…

Esta es una increíble historia del año 2013, que le sucedió a un vagabundo llamado Billy Ray Harris. Su vida dio un vuelco el día en que Sarah Darling se acercó a él para darle limosna.

Billy Ray vivía bajo un puente de la ciudad de Kansas, Estados Unidos, y día a día mendigaba en un lugar cercano. Sarah Darling lo vio y decidió bondadosamente darle todas las monedas que habían en su monedero, así que simplemente lo abrió y dio vuelta el contenido en el vaso donde Billy Ray juntaba la limosna.

Pero una hora más tarde, cuando ya iba camino a casa y se encontraba lejos del lugar, descubrió con horror el terrible error que había cometido: ¡su anillo de compromiso estaba dentro de ese monedero! Asustadísima, volvió al lugar de los hechos, pero el vagabundo ya no estaba allí.

Y eso es porque Billy Ray ya había visto el anillo en su vaso y, para asegurarse de si era falso o verdadero, acudió a un joyero. Cuando el joyero lo vio, le dijo algo que casi lo hace caerse de espalda: el anillo era de diamantes reales, y él podía pagarle inmediatamente 4.000 dólares por él.

Youtube/WPRI

No vamos a mentir: Billy Ray se sintió tentado de vender el anillo y cambiar su vida. Pero, en vez de eso, algo en su corazón le dijo que no lo hiciera. Así que simplemente salió del lugar sin mirar hacia atrás.

Al día siguiente, la desesperada Sarah volvió a la esquina de Billy Ray y, afortunadamente, allí lo encontró. Aún muy nerviosa, le preguntó si se acordaba de ella. Billy Ray respondió que sí. Entonces, como en una película, él saca el anillo de su bolsillo y se lo entrega.

Youtube/WPRI

Estos actos desinteresados nos devuelven la fe en la humanidad, ¿no es cierto? Y la historia se pone aún mejor, pues Sarah y su esposo estaban tan agradecidos, que crearon una campaña para juntar dinero para cambiar la vida del buen Billy Ray. Un montón de gente pudo ver y leer la historia de cómo este hombre de buen corazón había devuelto el preciado anillo.

Al poco tiempo, ¡habían juntado más de 200.000 dólares! Gracias a este dinero, Billy Ray pudo dejar de ser un vagabundo y, por si esto fuera poco, se reunió con sus hermanos de Texas, ¡a quienes no había visto desde hace 16 años! Ellos pensaban que estaba muerto, pero se llevaron una tremenda alegría al descubrir la verdad gracias a los medios de comunicación. 

¡Qué historia más inspiradora! Así dan ganas de creer que aún existe gente buena y generosa en este mundo. Si quieres saber más detalles, puedes mirar la historia completa (en inglés) aquí:

Deja un comentario