¿Por qué algunos perros esperan junto a la tumba de sus amos durante años?

Pese a que sin duda muestran ciertas señales de dolor, no podemos estar seguros de que nuestros amados amigos sepan con certeza que estamos muertos.

Hoy te hablamos de la razón que pueden tener algunos perros para estar junto a la tumba de sus amos.

¿Por qué algunos perros esperan junto a la tumba de sus amos durante años?

Obviamente, cuando muere una mascota puede representar, sobre todo para los niños, el primer contacto con la muerte y con el sentido efímero de la existencia y hasta de la mortalidad. La muerte es lo más seguro que tenemos, como reza el dicho, y nuestra conciencia se prepara poco a poco para que enfrentemos ese hecho doloroso.

En cuanto a los perros, se ha sabido de casos en los que demuestran un gran pesar frente a la ausencia de sus amos, como el labrador retriever Hawkeye, cuyo dueño fue un marine norteamericano muerto en Afganistán. Se podía ver al pobre animal echado al pie del féretro, esperando que su amo se levantara de nuevo.

¿Por qué algunos perros esperan junto a la tumba de sus amos durante años?
Hawkeye, junto al féretro de su dueño

No es éste el único caso, seguro que cada uno de nosotros conocemos alguna anécdota en la que los perros esperan triste y pacientemente, pero cabe la pregunta, ¿los perros entienden la muerte?

Stanley Coren, profesor de psicología de la Universidad de Columbia Británica, indica que según las investigaciones actuales han podido demostrar que los queridos canes poseen una mente equivalente a un niño de entre dos y tres años, y que definitivamente experimentan tristeza, dolor, incluso depresión cuando falta su amo, pero carecen de inteligencia para comprender lo irreversible de la muerte. Exactamente como los niños, que hasta los 5 años no entienden conceptos abstractos sobre la muerte y las ausencias definitivas.

¿Por qué algunos perros esperan junto a la tumba de sus amos durante años?

Hoy en día hay un mayor número de investigaciones sobre cognición canina, que arrojan luz sobre su comportamiento; los perros son animales complejos con un alto grado de inteligencia social, y diversos estudios han demostrado que son capaces de entender el vocabulario humano, así como juzgar el tono de voz de una persona con el objetivo de saber qué significa lo que les están diciendo. Esta “intuición social” es lo que les permite desarrollar estrechas relaciones con los humanos y manifestar determinadas reacciones cuando sus dueños mueren.

Coren, sin embargo, insiste en que la capacidad de comprender el concepto de la muerte (la propia y la de quienes nos rodean) es exclusivamente humana y, tal vez, de un pequeño número de otros animales altamente cognitivos como los elefantes y algunos primates. Los perros, al ser en extremo sociales, son muy conscientes de la pérdida de un individuo importante en su entorno –como su dueño–, pero no necesariamente tienen la percepción de que se han ido para siempre.

En los casos que hemos mencionado, en que los perros esperan por sus dueños, probablemente estén esperando verlos de nuevo, más que guardarles luto. El hecho es que los perros no sólo ven a su amo como el proveedor de alimentos, sino que se conectan emocional e intensamente con él.

¿Por qué algunos perros esperan junto a la tumba de sus amos durante años?

Un estudio reciente reveló que cuando un perro huele algo de su dueño, se crea una intensa actividad en una región cerebral llamada núcleo caudado, que juega un papel sumamente importante en el circuito de recompensa de su cerebro al generar sentimientos de placer; para que te hagas una idea, en los seres humanos se vuelve muy activa en las primeras fases del enamoramiento, las más apasionadas. Y otro estudio comparó las reacciones de perros y gatos al jugar con sus dueños, y se enfocaron especialmente en los niveles de oxitocina. Como sabes, la oxitocina es la hormona del amor, y en los perros era hasta cinco veces mayor que en los gatos.

Esa lealtad, incluso después de que sus propietarios hayan muerto, es una muestra del vínculo emocional que existe entre las dos especies.

Y en cuanto a por qué algunos perros esperan junto a sus tumbas, puede deberse al extraordinario olfato que poseen. Cuando el cuerpo se descompone puede liberar hasta 500 compuestos químicos distintos, siendo los perros muy eficientes en detectarlos; por eso los utilizan para localizar personas. Tal vez esta capacidad les permite oler los restos de sus dueños, y se sientan sencillamente a esperar que aparezca otra vez.

Claro que no esperan que vuelva un ser de ultratumba, tipo zombi. Los perros esperan que sus amos regresen a hacer lo que siempre hicieron, a jugar y a quererse.

Fuente:https://supercurioso.com

Deja un comentario